3 tipos de villanos que son buenísimos para tu obra

Imagina al villano más villano de la historia de la literatura, quizá si eres joven piensas inmediatamente en Lord Voldemort, o si las canas ya te acompañan probablemente tu mente rememorara a Javert quien no le da tregua a Jean Valjean en Los miserables, o quizá si eres feminista el malo para ti sea el señor Grey que somete a una relación de dependencia a su pareja… Darth Vader, Freezer, ¿Luisito Rey?

El mundo del arte está lleno de villanos y seamos realistas, en ocasiones los villanos son mucho más interesantes que los mismos protagonistas, por eso hoy en este blog que es tu mejor amigo como escritor ¡vamos a verlos porque aunque sean malos, malos, para tu obra son buenísimos!

3 tipos de villanos que son buenísimos para tu obra

  1. El villano idealista, pero que es bien malo

Mencionábamos a Javert, él es un carcelero que se convierte en policía ¿un poli malo?, claro, no porque en sí sus razones para perseguir sin piedad sean malignas, sino porque sus ideales lo ciegan tanto que cancelan la bondad y buen juicio necesarios para su puesto.

Estos villanos pueden ser extremistas religiosos, fanáticos, dictadores, o qué decir, un ejemplo perfecto lo tenemos en The Avengers, pues Thanos es un villano idealista sin piedad… y ¡aparte feísimo!

  • El villano encubierto

Sí, ese que se pasa de la fila de los buenos a la de los malos, o que incluso puede tratarse del cabecilla que lidera a todos los villanos.

Claro, también existe la excepción en este villano pues algunos son malos y se hacen buenos, como en el caso de Jaime en Game of Thrones, o un caso popular, Vegeta en el anime Dragon ball, un exvillano bastante popular por cierto ese Vegeta.

  • El villano supernatural

It, los superhombres, los aliens, los zombis, estos puede que no deseen ser los villanos o ser más bien los antagonistas (que representan al mal contra el bien del protagonista), pero qué decir, si vas por ahí comiendo niños, cerebros o raptando personas para llevarlas a tu planeta lo siento nene, pero ¡te conviertes en villano!

Este tipo de “villanos” es interesante, pues incluso podemos mencionar a la naturaleza en obras sobre desastres naturales, por lo que, cualquiera puede ser un villano supernatural. O incluso, villanos místicos en figuras como Satanás o Hades.

¿Un villano nace o se hace?

Para construir un personaje villano podemos hacerlo de forma simple y sencilla o jojojo (léase con carcajada macabra y villanesca), podemos construirlo de forma compleja así como minuciosa, porque el proceso de convertirse en un ente maligno a veces es fascinante. Imagina qué mal la tuvo que pasarla Medea para matar a sus propios hijos, o qué decir del villano del cine Darth Vader, esa vida no se le desea ni al peor enemigo.

Así el villano se hace, pero también nace como Drácula, los zombis o Soraya que odia a la maldita lisiada ¡diviértete creando los villanos más villanos de toda la villanada!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nuestras redes sociales:

¿Quieres averiguar cuánto cuesta publicar tu libro?

Descubre ahora mismo el precio usando nuestro cotizador online.

Cotiza la publicación premium de tu libro

Utiliza nuestro cotizador en línea y calcula el precio estimado para la publicación de tu libro.

Pronto lanzaremos nuestra nueva plataforma de autopublicación

Deja tus datos para avisarte cuando lancemos la plataforma y así podrás publicar y vender tu libro en todo el mundo.